Estoy muy contenta porque el viernes llegaron a Nueva York un par de muñequitos que me pidieron tejer hace algunas semanas. Una de las razones por las que estoy feliz es porque me tocó el honor de tejer a una gran y reconocida ilustradora llamada Yuko Shimizu y a su perrito Bruiser. Y la segunda razón se debe a que mis muñequitos personalizados por fin tienen su empaque diseñado. <3 🙂

Personalizados Grandes





 
 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *